?

Log in

 
 
24 January 2010 @ 11:42 pm
Y vamos con la tercera...  
Como no hay dos sin tres y como lo prometido es deuda, aquí incluyo mi tercera taza de te verde japonés. En este caso, yo diría que es un poco mezcla de las dos anteriores, un compendio de poderío y fuerza, combinado hábilmente -cuando así se tercia-, con grandes dosis de suavidad y elegancia...



Sequía, mucha sequía japonesa que como ya dije, sólo pude suplir con el, por otra parte, fantástico cine Hongkoneño y alguna incursión subrepticia por el coreano. Hasta que en una tarde de sábado en un cine, en esa oscuridad cómplice que tanto me gusta, surgió este hombre de entre las sombras para cortarme la respiración. La película era El Último Samurai y el caballero-samurai...

Sanada Hiroyuki

(真田 広之)


Hiroyuki


Antes de que se iniciara la proyección aquella tarde-noche yo nos la tenía todas conmigo. Ya en el pasado, la idiosincrasia japonesa en general y la verdad sobre el espíritu samurai en particular, no se habían tratado con mucho conocimiento o respeto precisamente -y menos desde la óptica americana, descontando alguna rareza aislada- y me temía lo peor: otra sarta de tópicos y estereotipos, que demostrarían nuevamente la ignorancia sobre la auténtica esencia de la cultura japonesa.

La presencia de Tom Cruise en el reparto tampoco es que me diera muchas garantías. Y que conste que su trabajo suele gustarme y no me parece un mal actor -aunque personalmente creo que se le han aflojado algunos circuitos-. Pero alguien tan absolutamente comercial me daba mala espina. Muy mala en realidad.

Sin embargo y para mi sorpresa, la cosa empezó mejor que bien, con ese personaje suyo destrozado y continuó aún mejor. Esta fue una de esas veces en que me encantó equivocarme y reconocerlo. Y un ejemplo de lo que sucede cuando las cosas se hacen bien, preocupándose por conocer de lo que va a hablarse, además de con corazón y alma. Y como siempre digo, da igual que cometan inexactitudes históricas porque lo importante es que en lo esencial no las cometen.

Una historia bien contada, con sensibilidad, con respeto por el otro, aunque sea diferente, que hasta menosprecia la codicia y salvajadas de los occidentales, sin ahorrar su parte a los japoneses tampoco. Una lección de hermoso equilibrio y una bellísima colección de imágenes impactantes, de esas que se te quedan grabadas para los restos y te llenan de emoción, de melancólica fatalidad y de deliciosa frustración. Y además el descubrimiento de Hiroyuki...


El león japonés


Aquel guerrero-león irascible, de melena impresionante y maneras bruscas, pero de lealtad a toda prueba, que finalmente sabe reconocer su error al haber juzgado prejuiciosamente en un inicio al extranjero, hizo vibrar nuevamente esa fibra mía que, en cuestión de actores japoneses, ya desesperaba de hacer revivir. Uno de esos que no puedes dejar de percibir, incluso fuera de plano. Otra fuerza de la naturaleza.


Ujio, el samurai total


Desafortunadamente, no volví a verle -aquí no se editaba entonces casi nada de cine asiático y el japonés era carísimo de conseguir en su lugar de origen, por no hablar de estrenar en cine-, hasta que otra joya espectacular se dejó caer, gracias a un amigo que se trajo una edición en DVD de Londres. El Ocaso del Samurai, otra del genio Yoji Yamada.


Un bello ocaso


Y otra sorpresa, ya que no estaba preparada para aquel cambio de registro magistral. En esta preciosidad, Hiroyuki interpreta igualmente a un samurai, pero en las antípodas del encarnado en El Último Samurai. Seibei es un samurai modesto, casi al borde de la pobreza más absoluta, que sólo aspira a educar a sus hijas a las que adora y a vivir su vida en paz. Es meramente un funcionario de bajo rango, que guarda en su interior una gran riqueza moral y el recuerdo de un amor no satisfecho.


El padre-samuraiSeibei y su pequeña


Su pobreza le lleva incluso a vender en secreto su preciada katana -el "alma del samurai", como solían considerarla-, para poder costear el funeral de su esposa. Y a partir de entonces, la lucha. Lucha por la supervivencia más elemental, por no quebrantar sus principios y por resistir a ese amor, para el cual no se considera digno ni suficiente, aunque no por ello deje de proteger a su amada, cada vez que ella le necesita.

El amor del guerrero


Otra vez Yamada perfila una visión delicada de la naturaleza humana y sus corrientes y otra vez ahonda en lo que hace a un hombre serlo de verdad. La tristeza planea por toda ella, pero es una tristeza agridulce, serena, asumida y realista, que te hace seguir pensando durante horas y días y te reconcilia con el género humano. Vuelvo a recomendarla encarecidamente, pues merece la pena sumergirse en ella.

Tras estas dos películas, pude verle en otras varias más, de las que quizá hablaré en otra ocasión. Pero éstas dos resumen perfectamente el arte de este actor, para el que la sinceridad, la honestidad en abordar cada personaje, constituyen su marca de fábrica.



Quizá el heredero de los dos grandes de los que hablé anteriormente. Porque es como si Hiroyuki poseyera, a partes iguales, la pasión, la exhuberancia, la verdad de Mifune y la sobriedad, sutilidad y elegancia de Takakura. Añadiéndole su propia sensibilidad, esa suavidad triste y sutil de que es capaz, el resultado resulta igualmente irresistible.

(En la próxima taza, una de te rojo chino-hongkonés... God himself...)
 
 
Loqueision...: Más jarrrr
Me siento...: tiredCansadita
Estoy escuchando...: La BS de 2046... magistral
 
 
 
marvin_leemarvin_lee on January 25th, 2010 11:54 pm (UTC)
Jodía cabrona, ¡qué bien escribes, qué bien describes!. No he visto "El último Samurái" precisamente por la presencia de Tom Cruise, actor al que detesto cordialmente. Pero con "Walkiria" me sorprendió agradablemente. Estaba sobrio, ajustado, sin tics.... y no tuve más remedio que reconocerlo. Así que juro que veré esas dos películas que tú recomiendas a la voz de ya. Y te contaré lo que opino, ¿de acuerdo?. Gracias por estos post tan llenos de talento ;)
maria_de_la_omaria_de_la_o on January 26th, 2010 04:22 pm (UTC)
Jajaja... ¿¿¿De verdad te han gustado estos posts "japonésidos"??? Me salieron de una tacada y por lo largos, como decía en el primero de Mifune, decidí dividirlos, pero me daba miedo que me lanzárais un zapato o unos kilillos de tomates, por lo pesada jajaja... Aunque reconozco que yo me lo pasé pipa escribiéndolos ;) Aunque creo que es la primera vez que posteo cuatro posts tan seguido -los tres de estos chicos y el de Jean oO jaja-.

Hacía tiempo que me apetecía escribir de mis amores asiáticos y el otro día, no se por qué, de repente se me apareció la musa -me alegro de que no anduviera muy mal de inspireision jaja- y ¡hala! me puse las botas de escribir. Pero no se si cuando termine de explayarme con los que más me gustan no me desheredaréis o algo jajaja... ¡¡¡Soy muuuuu plasta jajaja!!!

De Cruise, lo que decía antes, que me gustan la mayoría de sus películas pero que en la vida real me da que está poquillo dañado. Es uno de esos que en cuanto a interpretar, ha ido mejorando con el tiempo y de verdad que en la del samurai está muy bien. No te cuento ninguna escena para que la disfrutes "vírgemente" jajaja... A ver si te gusta como a mi ;)

La otra es una maravilla. Al menos a mi me encantó. Si tienes ocasión, ya me dirás qué te parece. Forma parte de una trilogía sobre la vida samurai que está muy bien, aunque mi preferida es ésta -y eso que en la tercera sale ¡¡mi Takuya jaja!!, haciendo un papelón, en serio-.

Hiroyuki, sin ser el hombre más bello del mundo -ni falta que le hace-, desprende un aura de hombre, hombre que echa p'atrás... ya sabes que esa es nuestra debilidad ¿no? Así que no podía dejar de fijarme en él...

Pero ya seguiré con más querubes orientales. Al final un día te levantarás y tendrás los ojos rasgados y el pelo negro jajaja... Eso si antes no me mandas unos sicarios pa que acaben conmigo y mis posts "asianizantes"... Aunque quién sabe... A bichito he acabado por proselitizarla y ahora se ha colgado con los coreanos jejeje...

Pero güeno, ya seguiremossss...
:DDD
marvin_leemarvin_lee on January 26th, 2010 10:22 pm (UTC)
Acabo de descargarme "El último Samurai" padeverla dentro de un ratito. Y no te preocupes, que no tengo pensado tirarte la zapatilla, ¡y menos los tomates, que están muy caros!, jajajajaja.

El tal Hiroyuki seguramente me gustará. Me refiero al personaje, ya sabes que los nipones no me ponen (uy, que bien me ha quedao). Te daré my opinion in brief. Ah, por cierto, al señor Cruise le faltan dos hervores en su vida real, jaja.
maria_de_la_omaria_de_la_o on January 26th, 2010 11:22 pm (UTC)
Pues a ver si te gusta... Supongo que te habrás bajado la versión "doblá". Está mejor la original pero bueno, tampoco está mal ésta y creo que a Watanabe -el más prota de los japoneses, el que hace Katsumoto, el señor-, le dobla un japonés auténtico que sabía hablar español. Pero mola la original porque Cruise no se defiende mal con lo que aprende de japonés. Lo que dice lo dice bastante bien y se le entiende, que ya es mucho para un americano. Supongo que a la mayoría de actores japoneses no haría falta, ya que sólo hablan japonés. Ya me dirás. Espero que no te desilusione, después de tanto "loarla" jajaja. Yo ya te digo, iba con la mosca tan detrás de la oreja que no me esperaba algo que estaba tan bien. Vale que no es obra maestra pero me dejó tan buen sabor de boca... Ya me dirás ;)

Ah y a mi me queda pendiente Walkiria. Mira que me gusta el tema pero me la perdí en cine y como ahora no me funciona el e-mule pues nada. A ver si la ponen barata y me la compro y también te contaré. Si tu dices que está bien, me fío derrr tooo :D

Que disfrutes al/os samurai(s) :)
marvin_leemarvin_lee on January 26th, 2010 11:45 pm (UTC)
Es la versión doblá ar españó, jajaja. No creo que me desilusione, mañana te cuennnnnn.

Mira, la mulita está ya trasnochada; hay una página donde te puedes ver la hostia de pelis sin tener que descargártelas. La única pega que tienen es que (si no pagas) al pasar una hora aproximadamente, se corta la peli y tienes que esperar un rato hasta que puedes volver a verla. Pero merece la pena. Te dejo el link. También hay muchísimas series, Expediente X incluído ;)

http://www.peliculasyonkis.com/
maria_de_la_omaria_de_la_o on January 30th, 2010 06:58 pm (UTC)
Ya se que la mula ya no es lo último de lo último jajaja, pero a mi me sigue dando pena no poder usarla.

De hecho no conozco ese link que me pones -y por el que me pasearé, gracias guapa ;)- pero llevo un tiempo accediendo a sitios parecidos, desde los que puedes visionar series o lo que se tercie, sin necesidad de descargarlo.

Yo creo que ese va a ser el futuro: tener a mano, a través de la red o por tv o por cualquier otro medio semejante, una mega vdeo-biblioteca, de la que podamos echar mano cuando nos apetezca, sin necesidad de tener en casa troporrocientos mil deuvedeses o similares. Eso será estupendo. Y estos links parecen el inicio. Ya veremos...

Besos samuraínicos jejeje...
marvin_leemarvin_lee on January 30th, 2010 07:51 pm (UTC)
Annnndaaa, deja la mulita para ocasiones desesperadas y bichea por internet, jodía ^^

He visto la película y ¡ME HA CHIFLADO!. Lo pasé bomba, me entretuvo, me emocionó y Tom Cruise está ajustado. El japonés, divino. No viene mal que, de vez en cuando, se le recuerde a la gente que existían valores como el honor, la decencia, el sentido de la responsabilidad y la valentía. Aún por encima de causas perdidas. Esas son las mejores, y las que tienen más valor.
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 4th, 2010 10:20 pm (UTC)
La mulita está dejada, pobre y por fuerza mayor. Después de actualizar una porquería de éstas del windows hace unos meses, ya no he podido volver a usarla, joer. Y más que nada me da rabia porque yo me bajo todo en VO y en muchos links de ahora de éstos, hay de todo pero doblado. Menos mal que como mi enganche actual es asiático y en las webs de donde me veo las series y demás lo ponen todo en original con subtítulos, de momento me voy contentando.

Pero sigo en el siguiente comentario, que al final nos va a pasar lo de Hammurabi que ya decías en otro comment jajaja...
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 4th, 2010 10:32 pm (UTC)
¿En serio te gustó la peli? Cómo me alegro, porque después de alabártela tanto... Pero qué bien que te hiciera pasar un buen rato ;)

Cruise hace un buen papel, la verdad. Su oficial destrozado y alcohólico está muy bien perfilado y él está sobrio, reflejando perfectamene sus sentimientos de culpa, su tristeza y ese proceso de curación posterior. Y a mi también me gusta que se toquen esos temas, de los que parece que nos hemos olvidado. Y ver que siempre está uno a tiempo de redimirse y renacer.

Y otra cosa que me encantó es la descripción de ese amor, que en principio es un odio, entre él y la viuda. Si por algo no me acabó de convencer Shogun, por ejemplo, es porque una mujer japonesa de esa epoca o anteriores, no se entregaría así de fácilmente a un extranjero y menos siendo una mujer samurai. Aqui lo retratan con gran sensibilidad y belleza. Lo que ella comienza a sentir por él no implica exactamente una entrega futura, sino una promesa. Y me gustó muchísimo ese algo etéreo que queda flotando en el aire, sobre todo tras de la escena en que ella le ayuda a vestir la armadura de su marido muerto, una preciosidad de escena que me dejó sin respiración. Y sin necesidad de ninguna explicitud, valiéndose de una música muy emocional, triste y delicada y de unas interpretaciones elegantes y en su punto justo.

El personaje de Hiroyuki no sale mucho y apenas si tiene diálogo, pero su sola presencia fue suficiente para que me llamara la atención. Su muerte es de las gloriosas, como un auténtico héroe, encabezonado por no caer a la primera de cambio. Un "resistente"... uffffssss... La imagen de un hombre hermoso y auténtico -aunque sólo me lo parezca a mí-, peleando contra su destino, pese a que lleve las de perder, siempre tiene el poder de hacerme caer sin remedio, ay...
marvin_leemarvin_lee on February 8th, 2010 12:32 am (UTC)
Es curioso que Cruise, siendo alcohólico, esté sobrio, ¿no crees?, jajajajaja. Me gustó mucho, y sobre todo ese proceso tan difícil de pasar de ser un descreído y un cínico, a un hombre de honor apoyando una causa perdida. Me encantó cuando le hablaba a su amigo samurai de los 300 espartanos... "no quedó ni uno vivo", le dijo. Y esa sonrisa de valiente camaradería que se cruzó entre los dos, sabiendo que se dirigían hacia una muerte segura. Adoro a estos personajes.

Lo de la historia de amor con la mujer del marido muerto, es hermosísima, sutil... No necesita más. Y esa escena en la que ella le pone la ropa me emocionó muchísimo.

No es a tí sola a quien conmueve la imagen de un hombre hermoso y auténtico. A mí también. Nada hay más melancólico y bello que una batalla perdida. Por eso soy como soy.
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 8th, 2010 04:06 pm (UTC)
Joer, no me había dado cuenta que hice una especie de juego de palabras mordaz con lo de "sobrio" jajaja... Qué cosas XP

El caso es que yo creo que no es que sea cínico ni descreído por naturaleza, si no que precisamente está tan hecho polvo porque en el fondo es un idealista al que le han aplastado los ideales y los principios por el camino. A un cínico de base no le afectaría tanto todo lo que él ha visto en su vida, ni le haría sufrir como él sufre revivir lo que hizo.

A mi también me encantó la alusión a lo de las Termópilas. Ahí Watanabe está soberbio. Y esa sonrisa compartida, cómplice, entre dos hombres que saben que muy probablemente van a morir en un rato, es maravillosa, como tu dices. Me gusta mucho esa cosa de camaradería masculina que se establece entre los hombres. Creo que las mujeres carecemos de esa camaradería especial. No digo que no tengamos otras de otro tipo, pero eso de dos tíos en un momento así, no lo veo entre mujeres. En eso creo que somos más individualistas, no se. No se explicarlo mejor. Es como lo de hacerse amigos después de darse de leches. Si dos mujeres se dan de leches, el odio suele durar para toda la vida. Sin embargo, si dos hombres se canean, es muy posible que lo que suceda es una amistad posterior para toda la vida. Creo que esa es una de las cosas que nos distinguen.

En cuanto al guerrero yanqui y su -posible-, dama japonesa, me pirran ese tipo de historias de "puede que si, pero no se", llenas de emociones ocultas y no expresadas apenas. A veces, en esas historias subyacen muchos más sentimientos, intensidad y pasión, que en muchas historias de sexo desatado. No se si es que soy una romántica.

Y en cuanto a lo de los hombres hermosos y las causas perdidas, qué bonito lo has dicho. No se puede añadir más :)

marvin_leemarvin_lee on February 9th, 2010 12:29 am (UTC)
Conmigo tienes que andarte con mucho ojo, jejeje, le saco punta a todo... bueno, a todo no, jaaaaaaajajajajajaja. Por diooooooooossss!!!!

Tienes razón, no es un cínico. Es simplemente un hombre destrodazo y descreído. Hasta cierto punto.

Mira, tengo una amiga con la que sí tengo esa camaradería. Somos casi como dos tíos en ese aspecto, te lo juro. No creo que sea cuestión de sexo, es cuestión de complicidad, de empatía, de haber compartido muchas cosas, tanto buenas como malas. Que no conozco yo a algunos que se detestan profundamente ni na.

Esas historias de amor dentro de la historia principal son las que me gustan realmente. No las películas puramente románticas que, aunque las hay buenas, no me atraen tanto como esas de cine negro, por ejemplo, donde en lo profundo subyace una historia de amor potentísima. No sé si soy una romántica, lo que sí soy es una sentimental.
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 9th, 2010 08:22 pm (UTC)
Tu saca punta, que a mi me encanta jajaja... Yo también soy de esas, pero últimamente he perdido un poco la costumbre. Será por lo de la mustiez, que no tenía ganas de practicar. A ver si vuelvo a las andadas jajaja.

Jo, qué bien tener una amiga así. Yo he tenido amigas muy buenas -y las tengo ;)-, pero no se si he llegado a ese punto exacto de camaradería total. Contigo es lo más parecido, aunque estemos lejos, pero con mis amigas de aquí, es como si faltara una piececita para alcanzar ese punto. Creo que también tenía que ver con que en los muchos grupos con los que me he juntado, también había tíos y en el momento en que los grupos son mixtos, se montan como rivalidades y gilipolleces de esas, que estropean lo otro. Nunca he entendido eso, porque siempre respeté que a una le gustara uno y no inmiscuirme pero no se cómo nos las arreglábamos que siempre surgían rollos chungos a cuenta de eso. No se.

Coincido contigo en lo de las historias de amor. Yo si soy romántica -y también sentimental ay jajaja- y me pirran ese tipo de historias y mostrarlas precisamente así, con ese tipo de tensión que se te transmite y que te hace sentir que tu también estás a punto de explotar... Ya no quedan muchos que sepan cómo mostrar eso en una pantalla. Penita...
marvin_leemarvin_lee on February 9th, 2010 09:57 pm (UTC)
Ya te digo que no está en mi mano... oyyyssssss!!!!! jajaja, sacarle punta a todo. Pero cuando puedo y con lo que puedo, allá voy.

Conozco cuando los malos rollos se producen cuando hay tíos por delante. Mira, a mí eso nunca me ocurrió. Será porque lo daba todo por perdido de antemano y me resignaba. Ahora no sé si sucedería lo mismo, ya sabes. De todas maneras con esta amiga que yo tengo nunca ha habido ningún roce por cuestión masculina. No merecían la pena como para romper una amistad. Conmigo estarías de cine, igual que yo contigo. Joder, ahora estoy recordando un tío que nos quería ligar a las dos y no decía más que tonterías... le solté dos frases y lo dejé temblando, jajajajaja. ¡MAMOOOOÓN! ^^.

Mira, todavía no he tenido la ocasión de saber si soy o no romántica, pero si me lo pide el sujeto en cuestión... ¡puedo ser lo que quiera!, jajaja. MIERRRRDAAAAAAAA!!!!!
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 15th, 2010 11:38 pm (UTC)
El caso es que lo que sucedió en esto de los grupos fue la leche, porque dos veces que pasó, resulta que los tíos me hicieros avances a mí ¡¡estando ya con las otras!! Y yo que les mandé a tomar viento, acabé siendo la mala, te lo puedo asegurar.

Es de estas veces que no entiendes nada. Y acabamos mal. Yo negra, mandándolas a la porra por lo injustas y ellas despotricando. En realidad fue culpa de una nochevieja con demasiadas copas para uno de ellos y en el otro grupo de otra noche de más copas todavía que se torció también. Deberían prohibir beber a los que no saben joer.

Claro que luego pensándolo, decidí que era mejor haber terminado con ellas -y mira que las quería-, porque gente que no confía en tí y no te deja hablar y contar lo que realmente pasó, no me merecían la pena. Aunque llegar a esa conclusión me costó años y muchas lágrimas y pena :(

Yo si soy romántica pero cuidado, no empalagosa. No me gusta el pringue meloso jajaja. Una cosa es el romanticismo pero por favor, a la masculina jajaja :D
marvin_leemarvin_lee on February 15th, 2010 11:45 pm (UTC)
Qué torpes los colegas. Y tus amigas... ¿qué decirte?. Por muy encoñada que estés con un tío, una amiga siempre es inocente hasta que se demuestra lo contrario. Si no te dejaron ni siquiera hablar, es que las tías esas no te merececían. Cuesta llegar a esas conclusiones, no porque seas ingenua, sino porque te niegas a creértelo e intentas conservar una buena amistad. Mira, en ese sentido a mí me paso algo parecido, y no me costó naaada mandarlas a la puta mierda. No les aguanté ni la primera, porque cantaba demasiado. Conmigo, mariconadas las justas.

¡Eso es, nada de currrrsilerías!. Romanticismo a la masculina, sí señora ;)
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 19th, 2010 08:17 pm (UTC)
Eso mismo pienso yo, que al menos hay qu dejar que el incriminado/ada, pueda explicarse. Ya te digo que las quería mucho pero tenían un carácter muy fuerte. Yo también lo tengo, no hay que engañarse, pero siempre intento razonar y poner paz en los ambientes tensos. Y se ve que no se puede ser así. Al final absorbo toda la porquería y encima se me cabrean... La leche.

Al final no tuve más remedio que cortar y bueno, al final salieron más cosas y terminamos fatal -con ese grupo es con el que escribí el libro de Star Trek del que creo haberte hablado ya y que al final también provocó roces por puntos de vista diversos-. Pero lo malo es que, en vez de dialogar, de intentar comprendernos unos a otros, acabamos tirándonos los trastos a la cabeza. Me dolió muchísimo porque los dos años anteriores habían sido fantásticos para mí gracias a ellos. Hice cosas estupendas y me lo pasé pipa y todo se fue a la porra por unas cuantas chorradas.

Luego me di cuenta, como dices, que no había otra salida que terminar. Pero aun así, todavía me duele cuando lo pienso y mira que ha llovido.

Jajaja, si, si, si... nada de cursiladas. El detalle, el gusto por la seducción y el romance, bienvenidos sean pero na de na de los pringues jajaja :DDD
marvin_leemarvin_lee on February 19th, 2010 08:40 pm (UTC)
En tu caso tuvísteis una relación bastante produnda, por lo que veo. Y une mucho hacer un trabajo creativo de algo que es un gusto común, por eso no me extraña que te siga doliendo la ruptura.

Es bastante difícil, digan lo que digan, razonar con calma cuando los malos rollos se desbordan. Pero después sí que se puede reflexionar e intentar arreglar las cosas. Pero cuando no interesa y la gente se cierra en banda, poco puedes hacer tú.

¿Sabes lo que te digo?, un concreto y determinado pringue no me vendría nada mal, AJEVMLJGOERJTGLMJVGOÑETJKLF jajajajaja
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 20th, 2010 11:12 am (UTC)
Amplio el espacio... Joerrr qué rollo jajaja... Eso, que sigo en otro comment ;)
maria_de_la_omaria_de_la_o on February 20th, 2010 11:21 am (UTC)
Pues si, durante dos años salíamos prácticamente todos los días y teníamos una relación muy fuerte. Me pilló también en un momento en que me podía permitir tanta salida y que tenía mucha marcha y energía. Y lo del libro, que nos llevó como un año, fue divertidisimo hasta poco antes de terminarlo. Era muy enriquecedor, nos reímos mucho y pasamos tardes estupendas, revisando el trabajo de cada uno. Por supuesto, aquellas reuniones de "trabajo" terminaban en jolgorio, saliendo después por ahí y volviendo después a horas asesinas jajaja. Ahora lo pienso y me convenzo de que cuando uno está bien no hay cansancio ni pocheces ni na. Yo estaba como una rosa. Con mis jaquequillas habituales y otras chorradas, pero nada de importancia.

El problema fue ese, que las tres formamos una especie de "triunvirato" que arrastraba al resto para hacer cosas y pasarlo bien. Pero las tres teníamos mucha personalidad y fueron surgiendo cosas, ya te digo. De momento se fueron aparcando, sin decirlas -lo cual es lo peor- y salieron al final, cuando la quemazón por el motivo de sacarlas no permitía que vieran las cosas con algo de perspectiva. Fue una lástima, porque las tres juntas éramos una potencia jajaja... Hicimos cosas geniales de verdad, por lo menos para nosotras y nos movimos muchísimo. Pero todo se fue al garete.

Y si, con el tiempo todo se ve con más calma y es posible abordarlo de una forma muy diferente. De hecho, hace un par de años me reencontré con una parte del grupo, en una convención de Star Trek a la que fui y acabé juntándome con ellos y pasando un día genial. Nos pasamos los móviles y todo para llamarnos pero después me pilló mi época chunga y no les contacté. Aunque pienso hacerlo, cuando mejore un poco mi situación económica, porque ahora no me puedo permitir ninguna alegría. Pero ya digo, aquel día la cosa fue muy bien y se notaba que todos habíamos crecido y madurado en muchas cosas. Seguíamos igual de frikis por nuestras cosas pero se podía notar esa transformación.

Jajaja, yo el pringue no, gracias jajaja. El espachurre cariñoso, el abrazo de oso "crujehuesos" y esas cosuelas... ¡¡¡Eso si, por favor jajaja!!! A eso te respondería que... ¡¡¡ñlkajdfljaehoahdsgayeñahdsjhadsfuhqawpesdhañsehñaoh!!!! XD